.comment-link {margin-left:.6em;}

{ NOTAS AL MARGEN } ©

7.4.14

Bachelet no ha descartado la Asamblea Constituyente

El diputado y presidente del Partido Comunista –integrante de la coalición oficialista-, Guillermo Teillier, afirmó que la Presidenta Michelle Bachelet no ha descartado la Asamblea Constituyente como mecanismo para elaborar la nueva Constitución que promete su programa de gobierno, y que así lo ha reiterado a los dirigentes de la “Nueva Mayoría”. 

“La Presidenta no puede decir todavía que va a emprender una Asamblea Constituyente, pero reiteró que no quiere una Constitución aprobada por una elite”, declaró en una entrevista al diario La Tercera. 

La declaración provocó reparos al interior del propio pacto de gobierno. El senador y presidente de la Democracia Cristiana, Ignacio Walker, rechazó las vocerías presidenciales informales, en tanto el diputado y presidente del Partido Socialista, Osvaldo Andrade, sostuvo que no es tiempo de adelantar el tema constitucional. Walker, sin embargo, manifestó en 2012 que la Asamblea Constituyente era una opción válida ante la falta de acuerdo con la derecha sobre reformas de fondo a la Constitución de Pïnochet, en tanto Andrade apoyó directamente la AC, correspondiendo a un acuerdo oficial de su partido de 2011. 

El ala conservadora del actual oficialismo espera que la Presidenta envíe un proyecto de ley para que sea el Parlamento el que debata y defina el tema, pese a que el carácter binominal de éste –creado en dictadura- no representa la diversidad de opiniones y tendencias de la ciudadanía chilena.

J.F.S.

Diversas fuentes

Etiquetas: , , ,

Bachelet no ha descartado la Asamblea Constituyente

2.3.14

El compromiso más importante de la nueva Presidenta

Michelle Bachelet no tiene excusas democráticas para no cumplir su programa de gobierno, especialmente su principal propuesta: una Constitución elaborada “por el pueblo en su conjunto”.

Ni la educación como un derecho y gratuita para todos, ni una reforma tributaria que obtenga más de los ricos para distribuirlo entre los pobres, ni mayor igualdad y oportunidades para los chilenos constituyen la promesa más importante de Michelle Bachelet. Su mayor responsabilidad consiste en gobernar esta vez respetando y cumpliendo el precepto básico de la democracia y que ella reconoce ahora explícitamente: la soberanía popular. 

La nueva Presidenta de Chile, que asume un segundo período este 11 de marzo, precisa en su programa de gobierno 2014-2018 que, en materia de nueva Constitución –la más influyente y trascendente de todas- sólo está adelantando los pilares del plan de trabajo para la nueva institucionalidad que propone, por cuanto la definición de sus contenidos, puntualiza, “corresponderá al pueblo en su conjunto”:

En lo que respecta a los contenidos que debieran considerarse en la Nueva Constitución que Chile necesita y que chilenas y chilenos nos merecemos, y entendiendo que esa definición le corresponderá al Pueblo en su conjunto, quisiéramos, sin embargo, adelantar los que consideramos los pilares fundamentales sobre los cuales debiera edificarse la Nueva Constitución y que desde el Gobierno impulsaremos.

Sin embargo, su lacónico anuncio en cuanto a enviar al Congreso un proyecto de nueva Constitución durante el segundo semestre de este año ha aumentado la incertidumbre en lugar de despejarla. Si, como candidata, hizo saber al país que el procedimiento sería “democrático, institucional y participativo”, ¿cree ella que bastará un procedimiento formal, por los conductos de la misma Constitución de Pinochet, o que será indispensable un acuerdo superior, que permita soltarse de esos amarres y enfilar hacia la verdadera democracia? 

En este último caso, ¿qué garantías podría dar una gobernante en la que confían no sólo sus votantes, sino también los grandes inversionistas multinacionales, y un Parlamento cuestionado por su mecanismo de generación, representatividad real y falta de unanimidad respecto de la soberanía popular? ¿Estarán dispuestos a seguir pasando por sobre una ciudadanía sólo porque ésta no les ha presionado por una Asamblea Constituyente en el grado y el volumen que a ellos inquietaría? 

Sin excusas 

Más allá de la cantidad de votos marcados con “AC”, por Asamblea Constituyente, en las recientes elecciones –muchos de ellos por Bachelet- y del viejo pacto de “gobernabilidad” entre los políticos que se opone a la idea, la nueva Presidenta debiera decidirse por el sencillo sentido común democrático expresado en su programa y hacer posible el libre ejercicio de la soberanía del pueblo, reunido para darse su propia Carta Fundamental por primera vez en su historia. ¿Es eso un peligro en Chile? 

El verdadero obstáculo radica en dos hechos mancomunados: muchos ciudadanos prefieren protestar en las calles por sus problemas sectoriales en lugar de tratar de cambiar con su voto el sistema político que los genera y muchos políticos declaran su adhesión a una Asamblea Constituyente sin intentar llevarla a la práctica. 

Pero Bachelet no tiene excusas. Necesita claridad, altura de miras, sagacidad, experiencia, decisión, cultura y, lo más importante, una contundente mayoría electoral. Y, por lo visto, ya las tiene.

Julio Frank S.

Foto: Michelle Bachelet, programa de gobierno 2014-2018, michellebachelet.cl

Etiquetas: , , ,

El compromiso más importante de la nueva Presidenta

2.2.14

Ministros, senadores y diputados de Bachelet por la Asamblea Constituyente

Al menos cinco ministros designados por la Presidenta electa Michelle Bachelet han expresado públicamente su apoyo a una Asamblea Constituyente –no al Parlamento binominal- como mecanismo para elaborar una nueva Constitución Política para Chile, la propuesta más importante del programa de gobierno 2014-2018 del pacto “Nueva Mayoría”. 

A ellos se suman al menos otros tantos senadores y trece diputados electos, entre éstos, ex dirigentes universitarios que encabezaron las manifestaciones estudiantiles en 2011. 

El Ministerio Secretaría General de la Presidencia, clave en la gestión y tramitación de los proyectos de ley, será dirigido por la actual senadora democratacristiana Ximena Rincón, en tanto José Antonio Gómez (PRSD) encabezará Justicia; Claudia Pascual (PC), el Servicio Nacional de la Mujer (Sernam); Víctor Osorio (Izquierda Ciudadana), Bienes Nacionales, y Claudia Barattini, Cultura. 

Entre los senadores, electos o en ejercicio, se encuentran Guido Girardi (PPD), Alejandro Navarro (MAS), Alfonso de Urresti, Carlos Montes e Isabel Allende (PS). Los dos primeros, más Jaime Quintana (PPD), Fulvio Rossi (PS) y el mencionado José Antonio Gómez presentaron en septiembre de 2012 un proyecto de ley de reforma constitucional que establece una cuarta urna para que la ciudadanía se pronuncie sobre una Asamblea Constituyente. 

Entre los diputados adherentes destacan Camila Vallejo, Karol Cariola (PC), Giorgio Jackson (independiente Revolución Democrática) y Gabriel Boric (independiente Izquierda Autónoma), además de Iván Fuentes (independiente “Nueva Mayoría”), ex dirigente de los pobladores ayseninos. 

Cabe agregar que el próximo presidente de la Cámara de Diputados, Aldo Cornejo (DC), patrocinó un proyecto de reforma constitucional sobre Asamblea Constituyente en 2011 –en plena manifestación estudiantil-, junto al mencionado Alfonso De Urresti, Osvaldo Andrade, Marcelo Schilling (PS), Pepe Auth (PPD), Guillermo Teillier (PC), Alejandra Sepúlveda (ex PRI), Marcos Espinosa (PRSD) y Sergio Aguiló (IC), todos reelegidos en noviembre pasado.

J.F.S.

Diversas fuentes

Etiquetas: , , ,

Ministros, senadores y diputados de Bachelet por la Asamblea Constituyente

9.1.14

Senado sugiere presentar nuevo proyecto de Cuarta Urna

Los senadores que proponen una urna especial para un plebiscito que permita a la ciudadanía pronunciarse sobre si desea o no una Asamblea Constituyente deberán presentar un nuevo proyecto, ya que la Comisión de Constitución, Legislación y Justicia de la Cámara Alta no trató el original antes de las elecciones de noviembre pasado y sólo lo hizo el reciente lunes 6. Sus cinco integrantes –dos de ellos democratacristianos- son contrarios a la idea.

El senador de la UDI Hernán Larraín, miembro de dicha comisión, explicó que “como ya perdió su objetivo, pensamos que no era el proyecto adecuado a discutir; sin embargo, entendemos la intención de los senadores que lo han impulsado, en orden a tener una instancia en que se pueda debatir una nueva Constitución y lo que hemos planteado, para seguir discutiendo y aprovechando esta instancia, es que los autores puedan presentar, a través de una indicación sustitutiva, el proyecto que ahora quisieran hacer y que recoja el espíritu del original”.

La iniciativa fue presentada en septiembre de 2012 y es patrocinada por los senadores del actual pacto “Nueva Mayoría” -de Michelle Bachelet- José Antonio Gómez (PRSD), Guido Girardi y Jaime Quintana (PPD), Fulvio Rossi (PS) y Alejandro Navarro (MAS).

J.F.S.

Fuente: senado.cl

Etiquetas: , ,

Senado sugiere presentar nuevo proyecto de Cuarta Urna

26.12.13

Marca Tu Voto reafirma compromiso por la AC y anuncia tareas para 2014

La iniciativa ciudadana Marca Tu Voto, junto con cerrar la campaña del año que termina, anunció que seguirá llamando a participar en la promoción de una Asamblea Constituyente (AC) en 2014. 

A través de un comunicado, informó que habrá una jornada de reflexión y deliberación ciudadanas en las diferentes regiones del país a partir de enero, reiterando que las decisiones relativas al proceso constituyente deben ser consultadas a la ciudadanía. Insistió en que su reciente llamado a marcar el sufragio con la sigla AC refleja la convicción que una nueva Constitución debe ser resultado una Asamblea Constituyente, pues es este procedimiento, agregó, el que asegura el ejercicio pleno de la soberanía popular. 

Este es el comunicado: 

“La ciudadanía envió el día 15 de diciembre una clara señal política en favor de la Asamblea Constituyente como método participativo para obtener una nueva Constitución; este es el principal logro de la Campaña Marca Tu Voto; cerca de un 10% de los votantes se expresó en la última elección presidencial marcando la papeleta con las letras AC. 

Con este resultado dimos por culminada la campaña Marca Tu Voto. Junto con su cierre, la iniciativa abre un proceso de evaluación con sus participantes, voluntarios y adherentes sobre la forma en que se plasmará la demanda por Asamblea Constituyente en el período que se inicia del 15 de diciembre en adelante. Para esto ha programado encuentros de deliberación ciudadana, que se llevarán a efecto en diversas regiones del país durante el mes de enero y cuya convocatoria se realizará a inicio de mes. 

La iniciativa ciudadana que llamó a marcar el voto AC posibilitó una contundente expresión popular acerca del mecanismo para cambiar la Constitución y seguirá participando en el debate en curso, una vez culminado el proceso de evaluación y reflexión que permita la unidad de criterios para realizar nuevas y eficaces acciones políticas en favor de una Asamblea Constituyente. 

La Iniciativa Marca Tu Voto consiguió conformar una poderosa red ciudadana de nivel nacional, que actuó como portavoz de la campaña en sus distintos niveles nacional, regional y comunal, realizó las labores de articulación con diversos actores políticos y sociales, se organizó en todo Chile para desarrollar un sistema de contabilización de marcas, ejerciendo así una potente función de pedagogía cívica que logró poner en la discusión pública un tema gravitante para el país, como es el de construir entre todos el marco legal que nos rija por las próximas décadas. Este potencial construido sobre la transversalidad y diálogo con actores diversos del mundo cultural, político y social podrá ampliarse y tener un papel preponderante en la medida que seamos capaces de sostener una acción conjunta basada en un pulso común sobre el nuevo escenario político y los actuales derroteros para abrir paso a una Asamblea Constituyente.

Las formas de acción política, organización y comunicación pública correspondiente a este nuevo período serán deliberadas de manera conjunta sobre preceptos comunes alcanzados en la primera etapa. Uno de ellos es que las decisiones relativas al proceso constituyente sean consultadas a la ciudadanía y no sólo al Congreso Nacional. Llamamos a marcar el sufragio con las siglas AC bajo la convicción que la creación de una nueva Constitución debe ser resultado una Asamblea Constituyente y que es este procedimiento el que asegura el ejercicio pleno de la soberanía popular. 

Una vez realizada la evaluación en el mes de enero, esta iniciativa ciudadana seguirá llamando a participar e informará sobre las futuras estrategias de comunicación pública, la definición de ejes de acción y articulaciones sociales, culturales y políticas para el período que se abre”.

J.F.S.

Fuente: marcatuvoto.cl

Etiquetas: , , ,

Marca Tu Voto reafirma compromiso por la AC y anuncia tareas para 2014

17.12.13

Carta pública a Bachelet: “Queremos Asamblea Constituyente”

El movimiento ciudadano Marca Tu Voto, después de informar sobre el aumento al diez por ciento de los sufragios marcados con AC en la segunda vuelta presidencial, inició una campaña destinada a que un millón de chilenos pidan a la actual Presidenta electa, Michelle Bachelet, que la nueva Constitución Política que está proponiendo sea elaborada por una Asamblea Constituyente.

Esta es la carta a Bachelet:

“Chile necesita una nueva Constitución construida por y para todos los ciudadanos, y eso se llama Asamblea Constituyente.

Necesitamos escribirla CON democracia y no sólo EN democracia. En la última elección miles de personas han marcado sus votos con AC para dar una señal política fuerte, y cada día son más los que se suman en todos los rincones de Chile.

Necesitamos recuperar nuestros recursos naturales, proteger nuestros ríos, nuestros peces, nuestra salud, una educación de verdad para todos y ampliar nuestra democracia.

Queremos una Asamblea Constituyente inclusiva y transversal, en donde todos puedan tener derecho a voz y voto.

Es un hecho que Chile necesita una nueva Constitución y la forma de redactarla es una Asamblea Constituyente.

Apelamos a usted, su coalición y a todos los sectores políticos para que esta petición se haga realidad en paz y democracia”.

La suscripción de la carta se realiza en esta página.

Fuente: marcatuvoto.cl

Etiquetas: , , ,

Carta pública a Bachelet: “Queremos Asamblea Constituyente”

1.12.13

¿Llamará Bachelet a una Asamblea Constituyente?

 
La probable Presidenta de Chile por segundo período satisface a la mayoría electoral, alarma a sus opositores, deprime a sus rivales alternativos y el resto de la población la ignora. Lo indescifrable aún son sus reales intenciones. ¿Un paso hacia el socialismo, como teme la derecha, o hacia la socialdemocracia? Pero, ¿y su admirado desempeño en el modelo neoliberal y su compromiso con quienes lo sustentan?

El Mercurio reconoció que las grandes empresas nacionales y transnacionales “desnivelaron sus aportes a favor de Bachelet al extremo de sofocar materialmente la candidatura de Matthei”.



Michelle Bachelet se aproxima a una nueva Presidencia inédita en la historia política chilena. Si la anterior fue la primera vez que una mujer ejerció el máximo cargo del país, ahora lo ha superado. Junto con terminar ese mandato con alta aprobación ciudadana pese a que su ejercicio no fue propiamente popular, mantuvo esos niveles y opacó a su sucesor y opositor, Sebastián Piñera, durante todo el siguiente período sin estar presente. De regreso al territorio, ha planteado reformas de fondo a la institucionalidad pinochetista sin que se observe presiones previas al respecto y no sólo atrajo a su comando al mismísimo Partido Comunista, sino que además, en el polo opuesto, no alteró la tranquilidad y hasta el entusiasmo que algunos grandes empresarios suelen manifestarle.

En las elecciones presidenciales primarias apabulló a sus contendores –incluyendo a los opositores-, lo mismo que en los comicios del pasado 17 de noviembre, cuando derrotó a otros ocho aspirantes a La Moneda y estuvo cerca de la mayoría absoluta (se estima que en la segunda vuelta, el 15 de diciembre, habrá una elevada abstención, generada en buena parte por los más de 20 puntos porcentuales que la separan de la aproblemada Evelyn Matthei). Como si fuera poco, su llamado a “Un Parlamento para Bachelet” superó las expectativas y es así que tendrá una considerable mayoría en ambas cámaras, aunque no los quórum más exorbitantes establecidos por la Constitución de Pinochet.

Todo eso, enmarcado en un programa de gobierno que culmina precisamente con una nueva Carta Magna y una declaración capital: la definición de su contenido corresponderá “al pueblo en su conjunto”.

Sonrisa de mano firme

Su comportamiento político público, sin embargo, no ha sido equivalente. Como gobernante, se le agradece más bien ciertas medidas de “protección social”, como ella las llama –bonos y auxilios por el estilo- y una reforma previsional que otorgó ayuda estatal a los pensionados de menores ingresos… y a las empresas privadas administradoras de esos fondos. No tocó las bases de la arbitraria institucionalidad vigente, al punto que en 2007 alineó a sus parlamentarios díscolos para aprobar un acuerdo con la oposición de derecha, desbaratando así el movimiento estudiantil contrario a la ley educacional proveniente de la dictadura.

Una vez transmitida la Presidencia, y mientras ejercía como directora adjunta para la mujer de las Naciones Unidas, no dejó de sorprender que las encuestas políticas le siguieran manteniendo en el primer lugar de aprobación pese a estar a miles de kilómetros de distancia.

A Chile regresó en 2013 como nueva candidata y con un discurso acentuadamente reformista –nueva Constitución, mayores impuestos a los ricos y educación pública gratuita universalmente, en lo principal-, propuestas que flotaban en el ambiente durante varios años, pero que nadie se las exigió directamente como requisito para darle su voto. No obstante, en el momento de difundirlas y fundamentarlas, ha eludido los debates y confrontaciones públicas cuanto más ha podido y respondió con silencio cuando sus oponentes de la izquierda –a quienes derrotaría estrepitosamente- le enrostraron su preferencia por el modelo neoliberal y los inversionistas privados y extranjeros.

En cuanto a su mayor promesa, la nueva Carta Fundamental, ha evitado mencionar siquiera el término “Asamblea Constituyente”, salvo para aclarar que “nunca dijo” que era partidaria de ésta. Pidió, en cambio, una mayoría parlamentaria para afrontar “Institucionalmente” el tema, pese a que muchos de sus candidatos eran los mismos que poco o nada habían hecho al respecto durante diez o veinte años. Por último, ha observado con enigmática condescendencia cómo partidarios suyos encabezan -a título personal- una campaña por la Asamblea Constituyente sin recursos suficientes, con una organización limitada y al filo de la ley electoral, como es el marcado del voto.

Confianza a los socios

¿Hay o no un cambio en Bachelet después de cuatro años de ausencia de la política chilena y de experiencia en el campo internacional? Un itinerario poco conocido, debido a la eficaz censura “selectiva” de los duopólicos medios locales, puede orientar en este aspecto. Cuando mantenía una alta aprobación como Presidenta y la Concertación, paradojalmente, se acercaba a su primera derrota presidencial en 2009, fue premiada por una influyente organización de empresas transnacionales norteamericanas, la American Society/Council of the Americas, oportunidad en la cual hubo un efusivo intercambio de elogios (“Estados Unidos sigue siendo el principal socio de Chile… Les invito a estrechar aún más esta relación”, expresó entonces Bachelet, y aludió especialmente al Presidente Obama). Una vez terminado su mandato, no extrañó que fuera designada en un alto puesto mundial, como la secretaría adjunta para la mujer de la ONU.

A su regreso, su discurso de cambios radicales alarmó a la derecha política –la historiadora Lucía Santa Cruz advirtió sobre “un paso hacia el socialismo”-, pero no a los grandes empresarios, financistas y estudiosos del mercado, algunos de los cuales llegaron incluso a darle su apoyo electoral públicamente. El próspero, polémico e influyente diario El Mercurio, con históricos vínculos con Estados Unidos y sus grandes consorcios, se encargó de confirmar este fenómeno: durante la campaña electoral, las empresas nacionales y transnacionales “desnivelaron sus aportes a favor de Bachelet al extremo de sofocar materialmente la candidatura de Matthei”, publicó en su página editorial el reciente domingo 24 de noviembre.

¿Cuál Bachelet prevalecerá finalmente? ¿La contraria a la desigualdad social y que reconoce el derecho del pueblo a definir su Constitución o la comprometida con pudientes socios concentrados en sus intereses supranacionales? ¿La sufrida víctima de una dictadura o la exitosa administradora de un sistema pro mercado? ¿Conducirá un auténtico proceso constituyente o promoverá un negociable acuerdo parlamentario?

Por ahora, y mientras sus partidarios discrepan sobre la soberanía popular y la mayoría de la población opta por dilemas más mundanos, la candidata y ex mandataria recorre el país sin euforia y a bordo de su “Bachemóvil”, vehículo de inspiración, como otros aspectos de su campaña, norteamericana.

Julio Frank S.

Imágenes:
Michelle Bachelet, programa de gobierno 2014-2018, michellebachelet.cl
William Rhodes (Americas Society) y Presidenta Michelle Bachelet, Nueva York, 2009, as-coa.org

Etiquetas: , , , ,

¿Llamará Bachelet a una Asamblea Constituyente?

13.11.13

Bachelet: Definir la nueva Constitución corresponde al pueblo

La candidata presidencial Michelle Bachelet reconoce que la definición de los contenidos de la nueva Carta Fundamental que está proponiendo corresponde en definitiva “al pueblo en su conjunto” y que sólo está “adelantando” algunos pilares que considera básicos en esta materia. Así lo establece en su programa de gobierno 2014-2018, en el capítulo “Nueva Constitución”, bajo el título “Contenidos básicos de una nueva Constitución Política”:

En lo que respecta a los contenidos que debieran considerarse en la Nueva Constitución que Chile necesita y que chilenas y chilenos nos merecemos, y entendiendo que esa definición le corresponderá al Pueblo en su conjunto, quisiéramos, sin embargo, adelantar los que consideramos los pilares fundamentales sobre los cuales debiera edificarse la Nueva Constitución y que desde el Gobierno impulsaremos.

Bachelet, ampliamente favorita para obtener un nuevo mandato, ha rehuido en sus discursos y programa hablar de la Asamblea Constituyente –que no figura en la Constitución vigente, promulgada por Pinochet-, aunque ha enfatizado que el procedimiento será “democrático, institucional y participativo”.

Un sector de sus partidarios encabeza una campaña nacional destinada a marcar el voto precisamente con las siglas “AC”, para exigir una Asamblea Constituyente.

J.F.S.

Fuente: michellebachelet.cl

Etiquetas: , , ,

Bachelet: Definir la nueva Constitución corresponde al pueblo

24.9.13

El premio, el discurso y el brindis de Bachelet con las empresas transnacionales

 
Michelle Bachelet, candidata presidencial favorita para ejercer un nuevo mandato, ha hablado y respondido poco. Como Presidenta, el 23 de septiembre de 2009, al ser premiada en Nueva York por la Sociedad de las Américas y sus grandes empresas multinacionales, fue más elocuente: además de advertir que las reglas democráticas en vigor “no son suficientes” para representar a “nuestro pueblo”, declaró que “vengo como Presidenta de un país que, como dijo el Presidente Obama, es socio de los Estados Unidos en América Latina en construir juntos un mundo más democrático, próspero y justo”. Llamó a estrechar “aún más” esos lazos y compartió un brindis “por una gran Presidenta de Chile”. Aquí, una relación de ese hito, que pasó inadvertido (o no informado) en este país.



En septiembre de 2009, seis meses antes del término de su período, en plena campaña para la elección de su sucesor y ya con alta aprobación personal en las encuestas, la Presidenta Michelle Bachelet viajó a Nueva York para intervenir en la Asamblea General de las Naciones Unidas. Le acompañaba la comitiva de rigor, que incluía, entre otros políticos, al diputado y presidente del Partido Comunista, Guillermo Teillier.

Afirmó entonces, en parte de su discurso oficial, que “es ese neoliberalismo extremo y dogmático el que ha estallado en crisis, lamentablemente, dejando una estela de hambre, desempleo, pero por sobre todas las cosas, de injusticia”.

Ese miércoles 23 tenía, además, otra cita: recibir el Gold Insigne Award (Premio Insignia de Oro), el máximo galardón de la organización de empresas transnacionales de Estados Unidos Americas Society/Council of the Americas (AS/COA), concedido a jefes de Estado en ejercicio y otros líderes continentales “de sobresaliente contribución a su respectivo país, la región y la sociedad en su conjunto”. La ceremonia fue divulgada en detalle por el sitio web de la organización, tanto textual como audiovisualmente. En Chile no ocurrió lo mismo.

La AS/COA fue fundada y es liderada por el multimillonario norteamericano David Rockefeller -quien visitó a Pinochet en 1980 y elogió “el clima económico favorable a las nuevas inversiones”- y su objetivo es “construir el futuro del hemisferio”, indican las páginas institucionales. Participan grandes consorcios multinacionales dominantes en diversos sectores productivos y financieros de la economía mundial, entre ellos, los polémicos Barrick Gold (minería) y Monsanto (transgénicos), además de grupos económicos chilenos como Luksic, Angelini, Matte, Edwards y Saieh.

La nómina de ganadores de la distinción es encabezada por Ronald Reagan (1987) y figuran también Juan Manuel Santos y Alvaro Uribe, de Colombia; Felipe Calderón, de México; Alan García, de Perú, y Fernando Henrique Cardoso, de Brasil; además de, entre otros, Luiz Inácio “Lula” da Silva y los cuatro concertacionistas chilenos: los Presidentes Patricio Aylwin (1990), Eduardo Frei Ruiz-Tagle (1995), Ricardo Lagos (2005) y Michelle Bachelet (2009), agrega la web de la entidad. Sebastián Piñera no ha sido premiado –nada aparecía allí al respecto-, aunque en 2011 se hizo presente en Nueva York para “garantizar” que “Chile está totalmente comprometido con la economía de libre mercado”.

Políticas económicas “correctas”

La cena de homenaje a la Presidenta Bachelet tuvo un incómodo inicio, ya que un grupo ambientalista protestó ruidosamente en las afueras de la sede de la entidad en contra de la empresa transnacional Barrick Gold y la política minera chilena, lo que obligó a mantener un cerco policial.

La presentadora, Susan Segal, presidenta ejecutiva y ex integrante del comité renegociador de la deuda externa chilena en los años 80, calificó a Bachelet como “la receptora ideal de este premio” por haber demostrado “un extraordinario liderazgo", aplicar “las políticas económicas correctas”, mantener un apoyo popular superior al 70 por ciento y ser “un ejemplo para el mundo de por qué el proteccionismo no funciona y por qué el comercio libre sí lo hace”.

“Bajo su liderazgo –sentenció-, todos los chilenos pueden divisar un futuro más brillante”.

Profundizar “aún más” la relación con EE.UU.

Bachelet, en un discurso en inglés de veinte minutos, comenzó agradeciendo “con emoción, en representación de todos aquellos millones de chilenos, hombres y mujeres que han luchado duramente por recuperar y consolidar una democracia que está dando enormes pasos hacia el desarrollo”, dijo.

Anticipó que la meta nacional era “ambiciosa, aunque factible y muy clara”, y que Chile, pese a la crisis económica de entonces, “está en posición de convertirse en una economía desarrollada en el curso de una generación”.

Explicó enseguida: “I come here as president of a country, that as President Obama said during the meeting we held last June 23rd at the White House, is a partner country of the United States in Latin America; partners in building together a more democratic and more prosperous, as well as more socially just and environmentally sustainable, world and hemisphere; partners in truly contributing to the success of the proposal made by President Obama to the region at the Summit of the Americas last April to forge a new relationship with Latin America; and moreover, partners because after the signing of the free trade agreement in 2003, bilateral relations between Chile and the United States have now entered into a maturity stage”.

“Vengo aquí como Presidenta de un país que, como dijo el Presidente Obama durante la reunión que sostuvimos el 23 de junio en la Casa Blanca, es socio de los Estados Unidos en América Latina; socios en construir juntos un mundo y un hemisferio más democráticos y prósperos, así como socialmente más justos y ambientalmente sustentables; socios en contribuir de verdad al éxito de la propuesta hecha por el Presidente Obama a la región en la Cumbre de las Américas de abril pasado en orden a forjar una nueva relación con América Latina; y, sobre todo, socios porque, después de firmar el Acuerdo de Libre Comercio en 2003, las relaciones bilaterales entre Chile y los Estados Unidos han entrado en un plano de madurez”.

A continuación, añadió: “The United States remained our primary trading partner and the main foreign investor in Chile even at this present time of crisis. In view of this, on this occasion, I would like to invite you to maintain and deepen this relationship even more (…)”. “Los Estados Unidos siguen siendo nuestro principal socio comercial y el principal inversionista extranjero en Chile incluso en este período de crisis. En vista de ello, en esta ocasión me gustaría invitarles a mantener y profundizar esta relación aún más”.

“Popular, no populista”

Más adelante, destacó “la solidez de nuestro sistema financiero, un sano y bien capitalizado sistema gracias a las estrictas regulaciones que el país estableció como resultado de las lecciones aprendidas durante la crisis (de los años 80)”, reiterando que los pilares de la democracia chilena eran crecimiento y equidad, y que el crecimiento era posible “gracias a la disciplina fiscal”.

Aseguró que “hemos trabajado para convertirnos en la plataforma de negocios más segura y eficiente en y para Latinoamérica y jugamos un importante papel como un puente entre el Asia-Pacífico y América Latina”. “Se puede ser popular sin ser populista”, precisó.

Nuevas reglas

Luego advirtió que, además de las finanzas, otra cosa importante no andaba bien en ese período en el difícil “arte de gobernar”: “It is necessary to understand that democratic rules are totally, completely and absolutely indispensable, but they are not enough. We must pay attention to what our people think, how do they experience democracy, and what are the fair demands that they claim from it”.

“Es necesario entender que las reglas democráticas son total, completa y absolutamente indispensables, pero no son suficientes. Debemos poner atención a lo que nuestro pueblo piensa, cómo experimenta la democracia y cuáles son las justas demandas que le hacen”.

“Si una democracia no distribuye, ¿por qué la gente debería creer que es el mejor sistema del mundo?”, preguntó. Valoró la opinión ciudadana y los referendos como generadores de políticas públicas “más eficientes” y explicó que la idea era dejar atrás el tipo de Estado de asistencia a los más pobres para optar por uno “más sustentable y universal, propio de un Estado de bienestar moderno”.

Llamó a no temer a la participación, “incluso si ésta pudiera implicar menos poder para el Estado”, y advirtió que “la apatía popular puede terminar erosionando la legitimidad de nuestra democracia”.

El brindis (y Andrés Velasco)

Habló a continuación el presidente emérito de la Americas Society/Council of the Americas, el banquero norteamericano William Rhodes, quien celebró la “valentía” de Bachelet y de su ministro de Hacienda, Andrés Velasco, para afrontar las presiones políticas y sindicales durante la crisis de esa época.

Sobre Velasco, reveló que “me dijo: Bill, pude hacer eso sólo porque tenía una Presidenta con el 110 por ciento de apoyo (sic), ya que los demás miembros del gabinete no estaban de acuerdo; ellos querían usarlos (los recursos) para otras cosas. Pero la Presidenta me dijo: tienes todo mi apoyo. Y fui capaz de hacerlo sólo porque contaba con su apoyo”.

“Y ahora está entre los ministros de Finanzas héroes en el mundo”, acotó Rhodes.

Enseguida, levantando su copa, dijo: “I'd like to give a toast to a great president of Chile and to Chile as a great friend of the United States”. “Me gustaría hacer un brindis por una gran Presidenta de Chile y por Chile como gran amigo de los Estados Unidos”.

¡Salud!”, exclamó Rhodes, correspondido por la homenajeada y el resto de los asistentes.

Los hechos hablan

Terminado su gobierno, Bachelet fue nombrada Directora Ejecutiva para la Mujer de las Naciones Unidas. Regresó en marzo de 2013 para postular a un nuevo mandato. Tres meses después obtuvo más votos que todos los demás candidatos juntos en las elecciones primarias.

Julio Frank S.

Imagen: Brindis del presidente emérito de la Americas Society/Council of the Americas, William Rhodes, y la Presidenta Michelle Bachelet (con la Insignia de Oro). Nueva York, 23 de septiembre de 2009. Imagen captada en www.as-coa.org

Etiquetas: , ,

El premio, el discurso y el brindis de Bachelet con las empresas transnacionales

12.9.13

Chilenos en problemas: sus habilidades básicas no repuntan

Resultados del nuevo Estudio de Alfabetización de Adultos realizado por la Universidad de Chile fueron calificados como alarmantes. “Estamos a 150 años del desarrollo”, dijo el académico Oscar Landerretche.

Semioculta por los 40 años del golpe de estado, la selección de fútbol, las campañas electorales y las cercanas Fiestas Patrias, fue difundida la siguiente información: el 44 por ciento de la población chilena se encuentra en un nivel de “analfabetismo funcional” en materia de lectura de textos -no entiende lo que lee-; el 42 por ciento en cuanto a comprensión de documentos y el 51 por ciento en el área de las operaciones matemáticas básicas. Esta es una de las principales conclusiones del Segundo Estudio de Competencias Básicas de la Población Adulta 2013, realizado por el Centro de Microdatos de la Universidad de Chile (CMD) por encargo de la Cámara Chilena de la Construcción.

La investigación admite que desde 1998 –año del trabajo anterior- el país ha registrado indudables avances en materia económica y social, no así las competencias básicas de la población entre 15 y 65 años, tanto en el ámbito laboral como hogareño.

La muestra consideró a 3.500 personas y detectó que más del 80 por ciento se ubica en los dos niveles inferiores, lo que demuestra, agrega la presentación, que no son capaces de comparar e integrar información ni realizar inferencias o cálculos matemáticos a partir de la información. La única mejora se produjo en comprensión de documentos, aunque sin poder subir de nivel.

El director del Centro de Microdatos de la Universidad de Chile, David Bravo, calificó los resultados como “alarmantes”, en tanto el economista Andrés Hernando advirtió que son “doblemente preocupantes”, considerando que en los últimos quince años se ha incorporado el Cuarto Año Medio obligatorio, se ha aumentado la cobertura educacional “y han pasado dos movimientos estudiantiles”.

El ministro del Trabajo, Juan Carlos Jobet, lamentó lo ocurrido y admitió que “nos falta mucho como país”, mientras que el director de la Escuela de Economía y Administración de la Universidad de Chile, Oscar Landerretche, acotó: “Nos damos cuenta de que estamos a 150 años del desarrollo”.

Llamado a políticos

Otros expertos consultados por medios radiales agregaron que esta realidad no sólo representa graves complicaciones y retrocesos laborales, comerciales y económicos, sino también políticos. Hicieron ver, por ejemplo, la falta de información a la población acerca de los programas de gobierno de los distintos candidatos presidenciales –nueve en total-, a quienes invitaron a leer este estudio y tomar nota de él para sus respectivas campañas. “Si es que lo entienden…”, acotó, con algo de ironía, uno de los entrevistados.

J.F.S.

Fuente: microdatos.cl

Etiquetas: , ,

Chilenos en problemas: sus habilidades básicas no repuntan